Euro FDM

La “burrocracia” es la principal diferencia entre la moneda única y el Dólar estadounidense.

 Ahora que se empiezan a marcar máximos salen voces de todos los rincones de Europa, defendiendo cada uno lo que más le apetece.

En Europa carecemos de una fuerza única que acompañe el sentimiento de nuestra moneda, en cambio en EEUU su moneda obedece una sola voz, la de la FED.

En el mercado de divisas, el EUR se mueve alrededor de los 1,377 dólares, su nivel más elevado desde el pasado noviembre de 2011,  aviso a navegantes.

A Merkel le ocupa exportar todo lo que pueda, para ello, en repetidas ocasiones a influido para que el EUR se debilite. Seguramente pronto reaparecerá, mentando la inflación, o algún dato negativo más alguna declaración, que le de un empujón hacia abajo al EUR.

Para dar el contrapunto, el pasado mes de junio, el primer ministro de Luxemburgo, Jean-Claude Juncker, afirmó que el euro debe ser una divisa “fuerte y estable” y sostuvo que una devaluación a fin de impulsar la actividad económica “no sería beneficiosa a largo plazo”.

En Francia la misma canción que en Alemania “Si el euro bajase el 20%, crearíamos 300.000 empleos y reduciríamos nuestro déficit en un tercio”, señala el ministro francés de la Reconstrucción Productiva, Arnaud Montebourg, quien agregó que el Gobierno galo está elevando su voz para expresar su “irritación” y su “impaciencia” con las autoridades de Bruselas.

Por su parte, el presidente del BCE, Mario Draghi, no ha vuelto a intervenir para relajar la apreciación del euro, al alza desde que la Fed garantizó la continuidad de sus medidas de estímulo. Ya el pasado mes de febrero, Draghi aseguró que el tipo de cambio “no es un objetivo” de la política de la institución, aunque recordó que vigilan si la apreciación altera la inflación. Como siempre una carta en la manga.

Este martes, sin ir más lejos, tuvimos una de esas voces de las que hemos hecho mención, al principio de un miembro de la junta de gobierno del BCE Ewald Nowotny, que afirmó que no había perspectivas realistas de recorte del tipo de refinanciación o depósito, ni del uso de otras herramientas para frenar la fortaleza del EUR. Así pues, el EURUSD rebotó hasta un máximo intradía de 1.3810 tras la intervención de Notwotny para luego regresar a 1.3750. Cabe señalar que Nowotny hizo algo similar antes de la rebaja de tipos de mayo.

Después de este miércoles en el que La FED no ha dado sorpresas, como se esperaba, es probable que el jueves veamos contentos a Alemania y Francia si los datos de la Eurozona no son buenos.

Desde el viejo continente, pendientes del lejano oeste y con los rifles cargados para seguir con la guerra sin fin de divisas. ¡Fuego a discreción!

Por ForexDuet Academy

Log in to post a comment.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies